martes, 1 de diciembre de 2009

Infinitud (XVII)

Imágenes grabadas a fuego lento,
palabras marcadas de sentimiento
profundizan en lo más hondo
de mi corazón,producen asombro
en mi devastado interior,
lucha fraternicida,no habrá ganador,
entre cabeza y corazón,solo un perdedor,
el otro,cautivo del anterior.
Uno,en medio,sin saber tomar partido
cabeza ruge,nunca se dá por vencida
corazón brama,como fiera herida.
Batalla con fragor salvaje,cuerpo a cuerpo
el final es del todo incierto.
La única solución,desertar de esta guerra
asumir,que uno es simple marioneta
de esta o de otra mujer,
cerrar puerta y coger maleta.
Sin preguntar,sin rechistar
y poner rumbo a otra tierra.
Volver a empezar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada