domingo, 29 de noviembre de 2009

Inhibición (131)

Rodeando la espesura de tu mesura,
abrazando la servidumbre impura
de tus orondos pasos en la distancia
absorviendo la fragancia desde tu infancia.
Canto de ruiseñor,rebotan tus tacones,
abriendo caminos,rojas intenciones,
franquean la comisura de tus labios.
Humo de cigarrro negro, pensamientos varios
callejones oscuros,siniestros, reinan en tu noche
aciaga, calles vacias,áridas, ponen broche
a tu escenario perfecto,en efecto,
tus golpes de cadera.es cierto,
no admiten prisionero,
estás en la cima del mundo,misionero.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada