sábado, 28 de noviembre de 2009

Intrusismo (117)

Devastado por la profundidad,
de tu abrupta generosidad,
intercedo en mi corazón,
por suspirar otra oportunidad.
Ocasiones pintadas de colores,
enorgullecen el arcoiris
de tus olores,
que propagan sin ninguna veidad.
Inestimable comportamiento de mi razón,
un día enterradada bajo tu sumisión,
acercándose,alejándose,incluso rozando,
este liberado horizonte atormentado.
Por la falsa y desleal visión,
de tu libertad,libre de esta sútil invasón,
que renace en mi posterior perdón.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada